Niños: los más afectados por la descomposición social.

En medio de una crisis nerviosa, llorando y sentado a unos pocos metros del cuerpo de su padre, así fue encontrado un menor de 9 años de edad, el único sobreviviente de la balacera ocurrida el día de lunes en Playas de Tijuana.

Por Karla Tamay

Ubicada en la calle Paseo Pedregal, en la sección Dorado de Playas de Tijuana, en una vivienda repleta de basura,  herramientas y extrañamente sin muebles; habitaba lo que describen vecinos como “una familia problemática”, formada por una pareja (José “N” y una mujer sin identificar), un menor de 9 años y su hermana menor de 6 meses de edad.

Eran aproximadamente las 8:30 de la mañana del lunes, cuando el padre de familia se dirigió al restaurante que visitaba con su familia ocasionalmente. Tras una discusión con uno de los repartidores, el hombre le gritó “Te voy a arrancar la cabeza”. Media hora más tarde, el hombre mantuvo (supuestamente) una discusión con un civil que pasaba por su vivienda, y tras gritarle que él “era el anticristo”, le disparó en la pierna.

Al llegar la Policía Municipal, comenzó el enfrentamiento que duraría aproximadamente dos horas. Tras la llegada de elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional, José ¨N” fue abatido.

Agentes de la Policía Ministerial fueron los encargados de ingresar a la vivienda, encontrándose los cuerpos del recién abatido y el de su cónyuge en el piso del baño. Sentado a pocos metros del cuerpo del agresor, llorando en medio de una crisis nerviosa, estaba el hijo de la pareja.

A su rescate, el niño identificado como Enoc de 9 años de edad, dijo a la Policía Municipal:

“Mi papá mató a mi mamá, y en la casa está mi hermanita”.

En efecto, enterrada en un hoyo junto a un drenaje cubierto con una tabla, fue encontrado el cuerpo de una bebé de apenas 6 meses, quien habría sido supuestamente asesinada a golpes entre 12 y 24 horas antes del incidente.

Enoc fue trasladado a las instalaciones del DIF en Tijuana, en donde al día martes, no había sido reclamado por familiares. Físicamente, el menor se encuentra bien, “un poco bajo en peso y talla en relación a su edad”, menciona la Procuradora para la Defensa de los Menores y la Familia, Consuelo Luna Pineda.

En el desenlace de los que los vecinos describían como “una familia problemática”, los más afectados fueron los menores de edad: una bebé de 6 meses (supuestamente) asesinada a golpes, cuyo nombre se desconoce; y Enoc, quien a su corta edad vivió una experiencia traumática que lo dejaría sin padres, ni hermana, en una sociedad que cada vez se descompone más.

Maltrato infantil

En Baja California, el maltrato infantil ha registrado un incremento según los datos del DIF y la Procuraduría General de Justicia del Estado; hasta mediados de 2016 se habían reportado 407 casos de maltrato infantil ante el Centro de Cómputo Comando y Control (C4), solo en Mexicali.

A nivel estatal, en los primeros meses de este año un total de 471 niños han sido asegurados por el DIF, principalmente por descuido de sus padres y en menor escala por lesiones y agresión sexual.

La omisión de cuidados es uno de los principales tipos de maltrato infantil a los que se enfrentan los menores: desnutrición, deserción escolar, abandono al interior de sus viviendas durante largos periodos, etc.

En segundo término, los menores que son asegurados por el DIF presentan lesiones provocadas por los propios padres o padrastros, que en muchos de los casos, terminan con un diagnóstico de abuso sexual.

Cifras

  • En 2016, aproximadamente 2 menores eran violentados cada día en Mexicali.
  • En 65% de los expedientes, se establece que los padres de familia son consumidores de drogas.
  • 450 niños en los albergues DIF de Mexicali y Tijuana.
  • Más de 2 mil 690 niños están en casas hogar independientes
  • 1 mil cien no están bajo tutela del Estado.
  • Al cierre del mes de abril, 37 bebés fueron canalizados por ser hijos de madres toxicómanas, es decir que consumen sustancias tóxicas durante el embarazo.

“Una familia problemática”

Para muchos, la familia es el núcleo de la sociedad: el lugar más seguro para los niños, en donde estos establecen sus primeros lazos afectivos, adquieren valores y forman su personalidad. Pero para los miles de niños abandonados en Baja California, es en su misma familia donde son ignorados, maltratados y abusados.

Como los vecinos de Enoc, existen muchos familiares, vecinos, maestros, médicos e incluso autoridades, que identifican cuándo una familia tiene comportamientos extraños o problemáticos, pero tal vez, en un afán de evitar problemas, involucrarse o simplemente por apatía, no denuncian situaciones que pueden poner en vulnerabilidad a los menores que la conforman.

Es importante que como miembros de la sociedad, estemos alerta a las situaciones que pueden afectar a los más vulnerables, en este caso a los menores de edad y evitar así, que un ambiente tóxico para estos los haga vivir tragedias como la que vivió Enoc y su pequeña hermana. Tragedias que los acompañarán por el resto de sus vidas y que ocasionan, en muchas veces, que el ciclo de la “familia problemática” se repita, descomponiendo a la sociedad cada vez un poco más.

Denuncia cualquier maltrato u omisión a menores directamente al DIF o al 089.

Escrito por

Estudiante de 21 años de la Lic. en Comunicación y Medios Digitales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s